inserta tu búsqueda

Noticias

Consejo de Calificación Cinematográfica asocia al lesbianismo con violencia y drogas

Compartir

El Movilh exigió al Consejo explicaciones porque la cinta “Spring Breaker, viviendo al límite” fue calificada para mayores de 18 años por contener “violencia, drogas y lesbianismo”. El Movilh recordó que en el pasado el actual subsecretario de Educación intentó censurar el Festival de Cine de la Diversidad Sexual.

El Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) expresó hoy al presidente del Consejo de Calificación Cinematográfica  y subsecretario de Educación, Fernando Rojas, su repudio y “máxima preocupación porque al fijar para mayores de 18 años  la cinta “Spring Breaker, viviendo al límite”, asoció al lesbianismo con violencia, drogas y prostitución”.

La cinta, dirigida por Harmony Korine y protagonizada por Selena Gómez, se promociona en salas chilenas con afiches donde se indica  “violencia, drogas, prostitución, lesbianismo, presentados con un erotismo extremo”, una cita textual de lo señalado por el Consejo en el acta donde determinó que la película fuese para mayores de 18 años.

En carta dirigida a Rojas; con copia a la ministra de Educación, Carolina Schmidt,; el Movilh sostuvo que “las relaciones entre mujeres u hombres en la pantalla grande deben y merecen recibir del Consejo  de Calificación Cinematográfica el mismo trato que el otorgado a vínculos heterosexuales y, bajo ningún punto de vista, deben asociarse a la violencia, la droga u otros conflictos sociales, pues la homosexualidad, la bisexualidad, transexualidad o la heterosexualidad no constituyen en sí mismas una problemática”.

Añadió que “la problemática es la discriminación que con apreciaciones tan denigrantes como las emitidas por el mencionado Consejo sólo se potencia, en vez de contribuir a enfrentarla y erradicarla”.

Para el Movilh, “si el Consejo califica  las películas en razón del  tipo sexo explícito que contienen, deben saber que esto en nada se relaciona con si las relaciones son de tipo homosexual, bisexual o transexual, por lo que hacer referencia explícita a esta situación sólo contribuye a acentuar la ignorancia o los prejuicios”.

En ese sentido, el Movilh exigió “al Consejo enmendar al instante este claro atropello a la dignidad y la igualdad de derechos,  así como a tomar al instante todas las medidas que sean necesarias para evitar que en sus futuras calificaciones se use y abuse de las orientaciones sexuales, asociándolas a la violencia, la droga o cualquier otro problema social,  toda vez que eso raya en la homofobia”.

“Proteger al telespectador de la población lésbica, gay, bisexual o transexual (LGBT) es el erróneo y repudiable mensaje que ha dado el Consejo de Calificación Cinematográfica y que amerita una aclaración al instante de su parte”, puntualizó el Movilh.

Una opinión similar vertió la directora de la cinta chilena Joven y Alocada, Marialy Rivas, cuyas creaciones tambien han sido objeto de de censuras. “Homofóbicos Consejo Censura Cinematográfica: las lesbianas no somos algo de los que los jóvenes hay que proteger”, sostuvo Rivas en su twitter.

El Movilh recordó, por último, “que el subsecretario Rojas debe especial explicaciones al país, pues el 2010 intentó por todos los medios impedir  el correcto funcionamiento de nuestro Festival de Cine de la Diversidad Sexual (Cine Movilh), llegando el extremo de poner restricciones ilegales, pues este tipo de muestras gratuitas y con fines sociales no requieren calificación”.

Notas relacionadas:

Radio Biobío

 

Tags:

Tal vez te interese