Ministerio del Interior llegó a importantes acuerdos con minorías sexuales, judíos y skinhead

El subsecretario del Interior, Felipe Harboe, recibió hoy en el Palacio de La Moneda a las minorías sexuales, los judíos y skinhead, con quienes llegó a importantes acuerdos para combatir la violencia neonazi, cuyo último ataque homicida cobró la vida del joven Tomás Vilches el pasado 16 de abril.

A la cita asistieron el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh); instancia que coordinó la reunión en el marco de acciones del Día Internacional contra la Homofobia; el Movimiento Antifascista 16 de Abril, la Juventud Judía de Chile, el abogado de Derechos Humanos, Alfredo Morgado, y jóvenes víctimas de los neonazis que hoy cuentan con protección policial.

En concreto, Harboe accedió a la petición de las minorías de solicitar al Alto Mando de Carabineros que instruya a todos sus funcionarios del país para que actúen con especial celeridad en torno a denuncias por violencia neonazi.

La demanda se formuló luego de corroborar “mediante diversos casos que carabineros no actúa como lo ameritan las urgencias de estos hechos. Por ejemplo el pasado 6 de mayo dos jóvenes skinhead fueron hostigados en sus casas por neonazis, y no recibieron ayuda policial hasta que intervenimos nosotros”, indicó el activista del Movilh, Juan Hernández.

Las minorías pidieron además a Harboe que el gobierno haga una indicación al Proyecto de Ley que Establece Medidas contra la Discriminación, radicado en el Senado, de manera que se tipifique y sancione de mejor manera la categoría de incitación al odio.

“El subsecretario se mostró de acuerdo con esta idea y evaluará como incluir la incitación al odio en coordinación con el Ministerio Secretaría General de Gobierno”, agregó Hernández.

La sociedad civil también pidió a Harboe una mayor intervención de la Agencia Nacional de Inteligencia (ANI) en contra de la violencia neonazi. “Aquí nos encontramos con una buena sorpresa, pues Harboe nos indicó que desde hace un año están trabajando con la ANI para recopilar todos los antecedentes de estos casos de manera de definir estrategias y acciones para prevenir y sancionar estos actos delictivos”, puntualizó Jiménez.

Desde los casos más públicos de violencia neonazi en chile, Movilh ha sido una de las organizaciones de la sociedad civil más activa en denunciar y combatir los atropellos, sumando manifestaciones, acciones legales y reuniones con representantes de los tres poderes el Estado.

Las últimas citas tuvieron lugar el pasado 3 de mayo con la Comisión de Derechos Humanos del Senado, instancia a la cual el Movilh pidió citar a la ANI, y el anterior 9 de mayo con la fiscal Paola Trisotti, quien lleva la causa del joven Tomás Vilches.

Notas relacionadas:

La Tercera

Diario El Gong

La Nación

La Nación II

Chile.com

OpusGay

CMI Brasil

Gay Chile