inserta tu búsqueda

Durante juicio en su contra el «pastor» Soto califica de «rameros» a la prensa y al Movilh

Compartir

El primero en declarar en el Centro de Justicia  fue el director del Movilh, Rolando Jiménez. Al juicio asisitió el diputado Farcas para solidarizar con las activistas de la diversidad sexual. El lunes declararán Soto y sus testigos y, tras ello,  se dictará el veredicto.

Este viernes arrancó en el Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago, el juicio contra el autodenominado pastor Javier Soto, tras querella por injurias y discriminación presentada por el director del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh), Rolando Jiménez.

Durante una tensa jornada, producto de los constantes ofensas lanzadas por Soto en el propio tribunal, el primero en declarar fue Jiménez, quien relató el impacto que ha tenido en su calidad de vida el “permanente acoso y hostigamiento de Soto. Me grita pedófilo, abusador de menores, me persigue cada vez que me ve y donde sea, sin importar si lo que dice lo escuchan niños”.

El dirigente precisó que “durante 24 años de lucha por los derechos de la diversidad sexual, por cierto que he escuchado críticas. Pero lo de Soto no son críticas, son acosos personales, son hostigamientos. Nunca nadie me ha perseguido durante tanto tiempo y en tantos lugares”.

En la ocasión Jiménez y el Movilh contaron con el especial y decidido apoyo del diputado Daniel Farcas, quien llegó hasta el Centro de Justicia para expresar su solidaridad. “Valoramos de corazón este apoyo del diputado. Es un gran y generoso gesto”, dijo Jiménez.

Durante el juicio el abogado del Movilh, Jaime Silva, expuso como pruebas videos donde se ve a Soto acosando a Jiménez, y relató que el “fin es lograr una condena de 300 días de presidio mínimo, porque Soto no tiene antecedentes penales. Sin embargo, de persistir en los acosos y de resultar condenado, en el futuro arriesgará una pena mucho mayor”.

Durante le juicio, también expusieron como testigos el presidente del Movilh, Ramón Gómez, el vocero de la organización, Oscar Rementería, y la secretaria del movimiento, Kattina Chavez, quien recordó que “el mismo día que don Rolando había sufrido un accidente cerebrovascular, Soto fue a la sede del Movilh para gritar que se lo merecía por pedófilo”.

En medio del juicio, Soto hizo continuos gestos de desprecio a los testigos del Movilh, levantó la Biblia y acusó en voz de alta de falsa la postura del abogado Silva.

Luego, frente a los medios de comunicación, Soto añadió “ustedes son los culpables. Ustedes, la prensa chilena, repito, la prensa chilena es la prensa ramera. Igual que el partido la Democracia Cristiana… Partido Amplitud. Los rameros que se prostituyen con el Movilh. Los responsables, los culpables, de hoy día estar abriendo las puertas de la pedofilia en Chile. Simple”.

El juez determinó que el próximo lunes dictará veredicto, tras escuchar ese mismo día a Soto y a sus testigos.

Notas relacionadas:

Chilevisión. minuto 39:17

Chilevisión II

Chilevisión III, fotos

TVN

Radio ADN I

Radio ADN II

La Nación

Publimetro

Mqltv

Soy Chile

Emol

El Mostrador

Publimetro

El Dínamo

Pura Noticia

Terra

Radio Cooperativa

Radio Biobío